MUERTOS DE SUEÑO

A nuestro parecer, ni siquiera Franco en sus mejores predicciones, se podía imaginar que un partido de izquierdas como el PSOE le iba ha hacer 40 años después de su muerte el grandioso favor de devolverlo a los titulares de los mas prestigiosos periódicos de España.
Y es que D. Pedro, al igual que otros populistas de nuestra "maltratada" nación, les encanta hacerse "quijotescos", pero con la diferencia de que aquel, el "cervantino", desenredaba entuertos y rescataba a hermosas damas, este, al igual que a los personajes de las novelas de Poe, le va eso de moverse entre los muertos para sacarlos de sus tumbas y si lo dejan, hasta puede ser que los pasee, y desde luego, su gobierno cada vez huele mas a podrido. Es cuestión de tiempo el que entre ellos mismos no aguanten mas el mal "olor".
Aunque esta y otras cuestiones mas serias y menos macabras se las dejamos a su reflexión, pues seguramente ustedes le sacarán mas "punta" que nosotros.
Hoy nos vamos a imaginar durante un ratito lo que sería nuestra "Ciudad Soñada" si hubiese estado en manos de "otros" políticos.
Soñemos con aquella Alameda del Tajo exuberante de flores... Sin esos edificios tan espantosos como son la Casa de la Cultura y el Teatro Vicente Espinel...
Vamos a imaginarnos una magnifica variante que comunique el barrio de San Francisco con el Mercadillo, dejando al Puente Nuevo prácticamente peatonal.
Como sería transitar por nuestras calles después de un chaparrón sin encontrarnos esas extensas lagunas por doquier a causa del mal estado del alcantarillado.
Soñamos con esa Carrera de Espinel sin la cantidad de obstáculos ubicados a lo largo de su trazado y que impiden que los peatones podamos circular por ella ,mas cómodamente .
Esos acerados sin baldosas rotas, sin boquetes, haciéndolas en algunos lugares un poco mas anchas para viandantes y sin los temibles "pinchos" que impiden que los vehículos se suban a estas, pero que a los "de a pié" nos hacen la "puñeta".
Esas plazas, esquinas, etc, sin sus malolientes aromas debidos a los pipís y las cacas perrunas y otros desechos orgánicos.
Un polígono industrial lleno de fábricas rondeñas, hoy casi desaparecidas.
Y sobre todo, deseamos tener unos responsables políticos que dejen de mirarse su ombligo electoralista y populista y hagan el favor de hacer realidad alguna vez el sueño de sus votantes, que falta nos hace, por que la verdad es que estamos hartos de tener una CIUDAD SOÑADA".

Atrás

Salir